14 de septiembre, 2021
0Días
0Horas
00Minutos
00Segundos

¿Qué es la muerte desde el punto de vista yóguico?

Tienes miedo del compromiso, tienes miedo de comprometerte con la vida por eso es que temes a la muerte”.

Yogi Bhajan

Si hiciéramos una revisión de todos los escritos y enseñanzas que a través de las eras han abordado el tema de la muerte, no nos alcanzaría la vida para terminar de comprender este concepto. Desde el punto de vista yóguico, todos nacemos en unas coordenadas específicas (cierta latitud y longitud) y con una pila de prana. El prana es la energía vital, lo que nos mantiene vivos; y cada persona tiene una cantidad única de prana: algunos tienen más y otros menos.

Dependiendo nuestras experiencias de vida, nuestra conciencia en nuestra respiración y en nuestro propio ser es que esa pila o bien se “regula” o se “gasta” dependiendo de la vibración bajo la que esté funcionando. Para ejemplificar esto funciona muy bien el celular, que supongamos es nuestra pila de prana: cuando tiene muchas aplicaciones abiertas se gasta más rápido la energía; sin embargo, cuando cerramos las aplicaciones que nos estamos usando, bajamos el brillo a la pantalla y por momentos lo mantenemos en modo avión, ¡la pila puede durar todo el día!

Pues así el prana: cuando malgastamos nuestra energía en la densidad, dualidad y todo aquello que nos desconecta de nosotros mismos, el prana se consume más rápido. La única diferencia con el ejemplo del celular es que ¡no podemos enchufarlo a ninguna corriente para recuperarlo!

Cuando el prana se termina es cuando ocurre la última respiración, la última inhalación y la última exhalación… Es el momento de trascender el cuerpo físico. Llegado este punto, el alma recurre a las mentes positiva, negativa y neutral para “evaluar” la vida que decidió vivir y sobre ese resultado traspasar o no el campo electromagnético de la Tierra para iniciar el viaje hacia otros planos energéticos.

Esto es sólo un resumen de lo que Yogi Bhajan enseñó sobre la muerte y el proceso posterior a la última respiración, lo cual de alguna manera recuerda lo que la ciencia nos ha enseñado: que la materia no se crea ni se destruye, sólo se transforma. La muerte es un capítulo más de la vida, un momento de transformación. Sin vida no habría muerte, y sin muerte no habría vida. El yoga, la meditación y cualquier práctica espiritual son útiles para prepararnos para ese momento, ya sea de nuestra propia muerte o la de alguien más.

La mejor manera de enfrentar la muerte es viviendo la vida totalmente… presentes, sin distracciones, agradecidos, con un sentido de gratitud constante hacia lo que somos y lo que tenemos… Apreciar el regalo que es la vida. ¿Te gustó esta articulo? Déjanos tus comentarios abajo. Sat Nam 🙂

Subscribirse
Notificar
guest
16 Comments
más votados
nuevos viejos
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
tu carrito
Carrito
Rama Escuela Yoga