¿Cómo aliviar los cólicos premenstruales con posturas de yoga y respiración?

Con la llegada del invierno es común que las mujeres experimenten calambres y cólicos menstruales con más frecuencia, debido al contraste de las temperaturas: su cuerpo sube de temperatura durante esos días, mientras que el termómetro exterior disminuye cada vez más mientras transcurre la última estación del año.

Como no siempre hay manera de quedarse calientita bajo las cobijas, a los remedios de la abuela se pueden sumar, por fortuna, diferentes posturas de yoga que contribuyen a mitigar el dolor causado por los cólicos menstruales, generados por el desprendimiento del endometrio y la contracción de los músculos del útero.

Recuerda que durante los tres primeros días del periodo se aconseja bajar el ritmo de las actividades, evitar posturas de yoga invertidas o que involucren el punto del ombligo, y también respiración de fuego (ya tenemos adentro mucho calor y ¡no queremos quemarnos!). Las siguientes posturas las puedes realizar como una serie o como ejercicios separados, sólo asegúrate de hacerlas tiempos reducidos. Finaliza con un pranayama de respiración de fosas alternas.

Postura de mariposa

  • Siéntate sobre tus glúteos con la columna recta, junta tus pies al frente hasta que las plantas se toquen entre ellas. Para una extensión más profunda: puedes inclinarte hacia el frente como si tu frente quisiera tocar el piso, o acercar tus talones hacia tu cuerpo. Sostén con respiración larga y profunda.
  • Beneficios: Abre las caderas y alivia el dolor menstrual.
  • Tiempo: 3 minutos

Estiramiento al frente

  • Siéntate sobre los glúteos con la columna recta, asienta bien la cadera con los isquiones enraizados en tu tapete. Estira ambas piernas al frente. Flexiona la pierna derecha, con la planta del pie apoyada en la ingle izquierda. Estírate hacia adelante, con la espalda recta, como si tu frente quisiera tocar la pierna estirada. Sostén con respiración larga y profunda, al terminar cambia de pierna.
  • Beneficios: Relaja el sistema nervioso, recobra la fuerza física
  • Tiempo: 3 minutos

Postura de bebé

  • Siéntate sobre tus talones (si tus glúteos no tocan los talones, coloca un cojín), alinea tu columna y equilibra el peso de tu cuerpo al centro. Inclínate hacia adelante y coloca la frente en el suelo, aplica presión en el tercer ojo (si no alcanzas, coloca debajo de tu frente un cojín o una frazada doblada). Los brazos están a los lados, con las palmas viendo hacia arriba. Sostén con respiración larga y profunda.
  • Beneficios: Abre las caderas y relaja la espalda.
  • Tiempo: 3 minutos

Si te gustó este artículo déjanos tus comentarios o compártelo con quien más lo necesite. Sat Nam 🙂

1
Dejar comentario

avatar
  Subscribirse  
nuevos viejos más votados
Notificar
Elizabeth
Invitado
Elizabeth

Excelente!! Muchas gracias

tu carrito
Carrito
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!